“El niño miraba fotografías de la matanza.

-¿Qué te parecen?- preguntó su madre.

– Son bellas- respondió.

– Sí, en verdad lo son.

– Mamá – irrumpió desesperado- ¿pero por qué las fotos son bellas si lo que hay es un montón de señores muertos?”

Fernando Gutiérrez Olmos

Anuncios